El bricotruco de hoy es: »Imantar un destornillador para sujetar los tornillos».

Al usar un destornillador, es muy útil que esté imantado para no tener que sujetar el tornillo mientras se trabaja. Algunos destornilladores ya vienen imantados, pero si no es así, tú puedes hacerlo en casa. Sólo tienes que mantener en contacto unos minutos la punta del destornillador y un imán.

 

Síguenos: